sábado, 23 de mayo de 2009

El amante bilingüe

Siempre busco experiencias que me hagan sentir viva. Busco la ocasión, la temeridad, el buceo sin escafandra. Tengo una habilidad innata para la vida. Confío en poder salir siempre airosa de esas situaciones que no pienso a priori, sólo siento.



He tenido muy buenas experiencias sexuales. Tengo algún muy buen amante, algún otro potencial y algunas historias que compartir. Pero sin duda el mejor de todos, sin duda, es uno que ni siquiera me ha tocado.
Ha logrado excitarme en la distancia hasta marearme, hasta hacerme abandonarme. Un amante de palabras, éste es él.


No sé si quiero hablar de ello por volver a recordar esos "polvos oníricos", o por no olvidarlos... no lo sé. No le he visto. No le conozco. No sé a qué huele. No sé, no lo sé... sólo sé que quiero dejar constancia de la gran aventura de mi vida.


"Podría darte mil millones de gracias por el regalo, las palabras, los gestos,... por todo. Pero sólo quiero decirte lo que me pasa ahora por la cabeza.


Como una frágil pared que se va derrumbando cada vez tengo más ganas de verte, más ganas de hacer realidad el deseo que siento por tenerte desnuda a mi lado.


Te deseo desnuda en la ducha, con el agua corriendo por tu cuerpo.
Te deseo apoyada con las manos en la pared, con las piernas abiertas y el culo hacia fuera.
Te deseo arrodillado, comiéndote mientras mis manos separan tus nalgas.
Te deseo en medio de mi salón comiéndote mi miembro.
Te deseo a cuatro patas, masturbándote con un consolador y con mi lengua pegada a tu clítoris mientras me comes otra vez.
Te deseo acariciando con mi sexo cada vértebra de tu espalda.
Te deseo sentada encima de mi cara moviendo las caderas como una poseida.
Te deseo abrazándome con tus piernas mientras te penetro lentamente.
Te deseo besándote.
Te deseo escuchando tus orgasmos.
Te deseo lamiéndolos.
Te deseo corriéndome encima de tus pechos.
Te deseo sonriendo mientras pruebas mi semen.
Te deseo porqué entonces volveríamos a empezar.




Imprime este mail. Ve al lavabo. Mastúrbate por mi. Ahora."
Lo imprimí. Fuí al baño de la oficina. Me corrí dos veces. Pensé que él se bebía todos mis orgasmos.

12 comentarios:

tomasuncafe dijo...

te deseo...
una bella síntesis de pasión
besos

Juank dijo...

Muy interesante tu blog... te espero ;-)
A tus PIES

Anónimo dijo...

He olido tus mensajes, tus llamadas, tu voz en plena madrugada masturbándome en el portal de mi casa...

Y me conoces muy bien...como nadie.

Max dijo...

El deseo puede ser tan poderoso, que no regala mayor placer que masturbar la mente.

Siempre un placer visitar tu casa.
Besos

Abogada Soltera dijo...

Tomasuncafe, te invito a un te... con dos de sacarina, por favor. No hay mayor deseo que el que nace de la síntesis de la pasión y la imaginación.

Juank, gracias por el interés; poco a poco, todavía me queda mucho por decir y por atreverme.

Anónimo... de puntillas llegaré a tus ojos. Eso es lo que deseo.

Max, sensuaidad del verbo; gracias por visitarme, un privilegio, sin duda. Siempre he pensado que quien llega a mi mente tiene aceeso directo a mi piel.

Besos mil.

INFILTRADO dijo...

Pues yo dos veces pensando lo que debe de ser beberse tus orgasmos... tres,

David C. dijo...

asu, fuerte.

Anónimo dijo...

Tan solo una cosa, te recomiendo un libro, con el mismo título, se que será de tu agrado, autor: Juan Marsé

Por cierto, soy Carlos... el que quiere saber un poco mas de ti...

Abogada Soltera dijo...

Carlos, ¿nos conocemos? Lo digo porque últimamente siempre me recomiendan a Marsé y, ¿por qué firma como anónim y me das tu nombre? Mmm, perdona las preguntas, deformación profesional, creo ;)

Anónimo dijo...

Soy el mismo... Y no me importan las preguntas... Es mas...querria conocerte mejor...

Carlos

Abogada Soltera dijo...

¿El mismo que me habla de Marsé?

Anónimo dijo...

El mismo que te habla, por estos medios, de Marsé, si.

Carlos