lunes, 14 de junio de 2010

Entre él y ella



Entre él y ella. Ana.

Los árboles se tumban sobre la terraza y el toldo color butano hace señales descaradas a sus homónimos de enfrente. El asfalto se vuelve más negro, los cristales más sucios… [Locus amoenus del siglo 21] … Y a taquicardia rítmica Ana acompaña el fluir de sus pensamientos a chorros, no a gotas. Y no le importa tanto el porqué está allí como el cómo ha llegado. Pero ahí está, justo ahí. Desnuda frente a ella y de espaldas a él. Con su miembro pegado a su culo y aquella boca coloreada con rojo lamiendo sus labios como si fuera mermelada. Ana no sabía cómo pero estaba entre él y ella.

“Me gusta”, pien-sa-mien-tras-se-ha-ce-go-ta. Le gusta la torpeza exquisita con la que le besa el cuello y la forma en la que lo compensa patinando con firmeza por su piel con sus manos. Huele a L´Odissey de Issey Miyake. Ana lo aspira y aguanta la respiración como cuando se da un chute de inhalador por el asma. Él es aire que la reaviva. Ana fuego. “Me excita”, pien-sa-mien-tras-se-ha-ce-tra-go. Él arrastra su tanga y uno de sus dedos se introduce entre las nalgas de Ana. “Me fascina”, pien-sa-mien-tras-se-ha-ce-llu-via. Y sin argumentos la logra humedecer sólo con uno de sus dedos.

A un susurro de distancia, cara a cara, está ella. Ni su dulce tacto, ni su cabello castaño rozando sus hombros mientras le chupa los pezones logran humedecer a Ana. No la excita, no le gusta, no la desea y, sin embrago, ya es un charco.

Se deja hacer, ordenar y vuelve a no saber cómo está de cuclillas sobre su sexo, a un centímetro. Lo percibe duro y hecho de azúcar. “Quiero”, tintinea la voz de Ana, aún de espaldas a él, ahora recostado. La tercera en la concordia de la discordia se lo prohíbe. Gobierna las caderas de la muchacha con las manos, las retiene para que no logre acomodarlo dentro de ella. Y Ana le implora, le suplica con los ojos que la deje sentarse encima de él, y descansar… Y mirándola desde arriba, adorándola desde su mando, le ordena a Ana que la bese antes. “Bésame”. Con su pose penitente, a un eterno centímetro de la polla de él, Ana le besa los muslos, acaricia su vientre y le abraza el ombligo con su lengua. “Chúpame, niña”, le gime a media voz la mujer. Y Ana mete suavemente dos dedos en su sexo. Ella sus-pira, su-surra, sus-pense… y relaja sus manos atadas a la cadera pendular de su esclava lo suficiente como para que él entre. “Me muero”, confiesa Ana mientras siente su glande filtrarse poco a poco en su sexo . Y por morir con él adentro acerca su boca al coño aterciopelado de ella mientras sigue jugando con sus dedos entre sus labios. La chupa imaginando que es un trozo de turrón, que es de nieve, que es un charco de vino. Cierra los ojos pensando que él las mira, que mira su culo y la curvatura de su espalda entregada a otra mujer a la que come con infinito deseo mientras le abre las piernas y le hace sentarse sobre su cara. Por eso hacer surcos en ella con su lengua, con sus dedos… Sólo por eso, por morir.

La devora a centelladas, a ráfagas fugaces y la mujer olvida su mando dejando todo su peso en los hombros de Ana que, por fin, se sienta sobre él. Se llena, se exprime, se licua, se pierde, se muere. Y los movimientos convulsos de ella sobre Ana coinciden con los de Ana sobre él.

Ha dejado de llover. No sale el sol. Las nubes coquetean con éste [te quiero/no te quiero/te quiero/no te quiero]. El murmullo de la ciudad renace… Ana está tumbada en la cama. Él y ella, vestidos ya, la miran con una sonrisa. Ella se aproxima hasta Ana y le besa en los labios. Billetera, bolso, un libro, un periódico y el móvil. Ambos cogen sus cosas. Él le da la mano a ella como si fuera harina y la besa suavemente. Ella se lo devuelve con una sonrisa. Juntos abandonan aquella habitación.
Ana les mira.

Entre él y ella… entre él y ella sólo estaban ellos dos.


19 comentarios:

Néctar dijo...

¡¡ Impresionante !!! Mis aplausos Abogada.


Néctares

PinKbutTerflY dijo...

Perfecto. Cómo haces para escribir de esa manera?? Me ha encantado.-

un abrazO.-

Cimarron dijo...

Excitante, lubricante, extenuante; adorable...
Y literariamente brillante.

tomasuncafe dijo...

me perturba la entrelineas, no deduzco solo intuyo cuanto placer de fantasías irrefrenables se pierde el día por apurarse a la noche,
un beso sine die

Anónimo dijo...

Hola soy administrador de una red de blogs estuve visitando tu página y me pareció muy interesante. Me encantaría que pudiéramos intercambiar links y de esta forma ambos nos ayudamos a difundir nuestros páginas.
Si lo deseas no dudes en escribirme.
Exitos con tu blog.

saludos

Paulo Jose
contacto: paulojose0805@hotmail.com

Abogada Soltera dijo...

Jo, pues no sé... Muchas gracias! Pensaba que sólo se entendía en mi cabeza... Besos a todos.
He vuelto hoy de viaje. Iba como abogada y he vuelto con nombre y apellido...

Un beso a todo, hoy hecha talco!

Jorge Arbenz dijo...

Pero, ¡oiga! Yo la hacía una muchacha amante del orden y, y, y...me encuentro con este post que sólo se puede aguantar con una mano.

PD: Observará que no he dicho "amiguita".
PD2: Le debo un mail, ya lo sé. Mis disculpas.

Abogada Soltera dijo...

Pzzzzzzzzzzzzzzzz

Clip dijo...

Cuantos secretos se esconden en algunas ambiguedades o pequeños detalles, rutinas que tenemos incrustadas, sonrisas, miradas, etc.
Tu texto es deliciosamente perfecto

Un beso

LUCIA-M dijo...

Me quede un rato pensando después de leer este maravilloso texto….
Eres muy buena escribiendo pero eso creo que ya lo sabes.
Me gusta como llega tus letras hasta nosotros traspasa el alma.
Besos amiga.

Anónimo dijo...

siento mi sexo arder cuando beso a mi chico,
ni clitoris palpita y noto mis bragas mojadas

es delicioso, y sentir y sentir sus dedos por encima y debajo de mis bragas

Edu dijo...

Bueno y tambien me acabas de meter a mi, despues de hacer tuya tu cronica...un placer entre ella y ella...
Un beso

Abogada Soltera dijo...

Lucía, pues no, no lo sé... pero no sabes cómo te agradezco, precisamente ahora, que me digas esto. Un beso enorme... y gracias por todo!

Edu, ¿entre ella y Ana?

Anónimo dijo...

Abogada :

te felicito en mi nombre y en el de mi pareja por tus letras y tus textos

a el le ponen mucho, casi mas que a mi

Saludos de una compañera de profesion....

P.D soy una señora en la calle y una puta en la cama, solo con mi pareja

Besitos

Ana

Anónimo dijo...

Hola Abodaga

soy Ana nuevamente,

Yo creo que lo que necesitas es un hombre que te haga y le hagas de todo, ojala lo encuentres porque se que tu lo vas a hacer feliz y el tambien a ti con tanta fantasias y deseos como demuestras en tus relatos

deseo que sino lo tienes lo encuetres pronto ¡¡¡

acabo de leer unos posts tuyos del años pasado 2009
y la verdad yo soy morbosa y picarona pero no hasta algunos extremos tuyos jajaja

.... pero eso de olerte las bragas y estar sin ellas delante del ordenador mientras te tocas es algo que a cualquier tio le tendria que poner a mil

aunque a mi eso de oler mis bragas no me va

Besos

Ana

Abogada Soltera dijo...

Ana, no sabes lo contenta que me ha puesto saber que "esto" sirve de algo a alguien más allá de lo literario... Lo escribo con la pretensión de "volar", de ser "piel"... ¿realidad, ficción? Mmmmm, da igual.
....
Y yo soy muy poco picarona y morbosa, niña :PPP

Besos mil!

Anónimo dijo...

Hola compañera

soy Ana nuevamente y tengo una edad parecida a la tuya lo digo por tu respuesta y la forma de ver el sexo, que para mi tiene que ir acompañado del morbo, y de lo picante, pero para mi siempre con amor

si yo deduje en cuanto te empeze a leer que tienen parte de realidad y ficcion

Besos de otra abogada

Ana

Abogada Soltera dijo...

Mmmm, linda, y yo que estoy empezando a pensar que tú a mí me conoces... Mmmm. En cualquier caso, gracias... ¡GUAPA!
Cierra los códigos de aranzadi hoy, ¿eh? Que la ciudad despierta... Mil besos!

Anónimo dijo...

Te equivocas, que sea compañera tuya no quiere decir que me conozcas, hay muchas Anas abogadas en toda España,ok??

de todas maneras, me olvide decirte antes que por tus escritos aunque digas que no eres ni picarona ni morbosa, nadie lo diria leyendote, mas bien eres de las mias,

o son fantasias que te gustaria cumplir , y ojala las puedas cumplir pronto, porque tus poros de narradora destilan fuego de pasion a alto nivel

no creo que seas de las que luego no les gusta mucho la cama, aunque con nuestras edades creo no hay muchas, bueno eso pienso yo

Bueno , besitos y disfruta del finde

chao ¡¡¡¡

de todas maneras